Colored Beauty

Haz que desaparezcan esas antiestéticas ojeras e imperfecciones de la piel con los correctores adecuados

Haz que desaparezcan esas antiestéticas ojeras e imperfecciones de la piel con los correctores adecuados

Hola!!

 

Un producto esencial son…los CORRECTORES. ¿¿A quien le gusta una piel con imperfecciones…??, con ellos las corregimos aportando un aspecto saludable. Una piel con un tono homogéneo en todo el rostro es sinónimo de belleza. Para ello tenemos que elegir el color adecuado de corrector para cada imperfección, la cantidad y el modo de aplicarlo.

Aquí os muestro una rueda de color para que aprendáis que corrector es el adecuado para cada caso.

Para corregir un tono concreto tenemos que mirar siempre su complementario, que es el que se encuentra en la parte opuesta, este disminuye la tonalidad de nuestra imperfección porque la contrarresta o se anulan entre si. Por ejemplo, si tenemos una ojera violeta vemos que en el punto contrario al color violeta está el amarillo, es un corrector amarillo el que va a contrarrestar y corregir esa ojera.

 

 

VERDE: se utiliza para corregir cualquier tonalidad rojiza como granitos, cuperosis (venitas rojas en el rostro), rojeces. Cuidado con la aplicación de este corrector, si ponemos más producto del adecuado nos cogerá el rostro un color verdaceo muy feo.

NARANJA: sirve para ojeras o venitas azuladas

AMARILLO: para moratones u ojeras moradas

LAVANDA: perfecto para tonos amarillentos como los moratones cuando están desapareciendo o cuando tenemos manchas naranjas como las producidas por los autobronceadores

ROSA: va muy bien para pieles blancas y opacas, las ilumina mucho.

ASALMONADO/ROSACEO: para manchas, pecas y ojeras marrones.

COLOR PIEL: cuando no tienes unas ojeras profundas. Te dará un aspecto más despierto y natural. Siempre busca un tono igual al de tu piel o medio tono más bajo.

AZUL: para manchas estrictamente naranjas. Es importante difuminarlo muy bien.

BEIGE: este tono contiene la mezcla de todos los anteriores, por lo que nunca debe de faltar, neutraliza la mayoría de las manchas en el rostro (manchas claras), si la tonalidad a cubrir es de un color específico se tiene que tratar con algunos de los que he mencionado anteriormente. Excelente uso para rellenar las áreas donde se necesite.

Para corregir bien, yo primero pongo el corrector, después la base de maquillaje (para igualar el tono de todo el rostro) y los polvos para sellar o fijar.

Es muy importante que antes de depositar un corrector, la piel esté perfectamente hidratada, sobre todo el contorno de los ojos, que es una zona especialmente delicada (es la zona de piel mas fina y frágil del rostro). De esta manera se verá la zona luminosa, sin agrietarse y el maquillaje durará mucho más tiempo. Recomiendo que se aplique el corrector unicamente en la zona del contorno de ojos donde tengamos un color irregular al resto del rostro, como la zona más cercana al lagrimal.

 

Espero que esta información os sirva de ayuda! Y ya sabéis, si necesitáis poneros guapas por una profesional del maquillaje, poneros en contacto conmigo, estaré encantada de resolver cualquiera de vuestras dudas en persona y de poneros preciosas.

 

Ser felices!!